«Ken Humano» ahora es una «Barbie».

Noticias 6403 Visitas

El brasileño Rodrigo Alves, el hombre que saltó a la fama porque se sometió a más de 100 cirugías estéticas y ha gastado más de 500 mil dólares para parecerse a Ken, ahora es una Barbie, sí, una mujer transgénero.

La historia del “Ken Humano” de 37 años comenzó cuando él era un niño, le gustaba jugar a las Barbies, se vestía como mujer y en su interior se sentía una chica, a pesar de que la mayor parte de su vida luchó por ser un hombre fuerte y musculoso, sometiéndose a varias cirugías, entre ellas la de nariz- que lo dejó sin sentido del olfato-, liposucción, y hasta llegó a inyectarse gel en los brazos.

Antes de las operaciones.

Tras las operaciones, el brasileño radicado en Londres fue bautizado como el “Ken Humano”, en referencia al muñeco de Mattel y novio de Barbie.

El año pasado, Rodrigo Alves confesó que en 2018 decidió tomar la decisión de hacerse mujer transgénero y gracias al apoyo de su familia pudo someterse al cambio estético, no sin antes someterse a una terapia hormonal en 2019.

Me tomó mucho coraje para salir como una mujer transgénero y no podría haberlo hecho sin el amor del apoyo de mi increíble familia y amigos. Les agradezco a todos. Durante los últimos 8 años de mi vida he sido conocida como el Ken humano, pero en realidad quería ser Barbie”, compartió en sus redes “Roddy Doll”.

La influencer detalló que la decisión la tomó gracias a que durante una sesión de fotos que estaba haciendo en Nueva York le pidieron que se vistiera de mujer y confesó que así se sentía mucho mejor.

Ahora, Rodrigo Alves, quien se llama Jessica Alves, dijo durante una entrevista con el medio británico “This Morning”, que se operó sus partes intimas y ahora tiene vagina.

Tras este nuevo cambio, Jessica asegura que su vida está por comenzar, tendrá nuevas citas y seguirá con los programas de televisión.

Sin embargo, destacó que aún le quedan dos procedimientos estéticos más: el de implantes de senos y otros que no detalló.

En 2013, a la «Barbie Humana» le diagnosticaron dismorfia corporal , una «condición de salud mental en la que una persona pasa una cantidad de tiempo obsesiva preocupándose por defectos en su apariencia».

Compartir

Comentarios